El español, líder desde la tercera etapa, culmina una carrera impecable que ganó por velocidad y buena navegación.

Carlos Sainz ganó su tercer Dakar este viernes en Qiddiya, una ciudad por construir de la que apenas existe el nombre todavía. El piloto de Mini (Madrid, 57 años), que terminó la especial a 3m 56s de Nasser Al Attiyah, se proclamó campeón de este Rally Dakar por su velocidad y la excelente navegación de su copiloto Lucas Cruz. Culminó una carrera impecable, en la que apenas cometió errores, y que lideró desde la tercera etapa. “Estoy muy contento, por todo, porque hay mucho esfuerzo detrás de este triunfo, muchos tests, mucho entrenamiento y preparación física, mucho trabajo con el equipo. Para un piloto tan veterano esto es fantástico, tienes que trabajar muy duro. Gracias al equipo, a Lucas, hemos hecho un gran esfuerzo. Ha sido un Rally muy difícil, desde el inicio con mucho riesgo”, dijo nada más terminar la cronometrada, convertido ya en el vencedor más veterano de la mítica prueba.

Ver la noticia completa de Nadia Tronchoni EL PAIS (actualidad) <<

Compártelo.

Tu colaboración es necesaria.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar